Costa Rica señaló como responsable al Ejército de Nicaragua, pero la Cancillería nicaragüense sostiene que se trata de una acusación falsa y manipulada. En tanto, el Ejército de Nicaragua, pese a los señalamientos de violación al territorio costarricense, se mantiene en silencio.

La muerte a tiros de un nicaragüense en territorio costarricense ha levantado tensiones diplomáticas, sin embargo todavía no se ofrecen resultados de investigaciones que esclarezcan el caso.

Costa Rica señaló como responsable al Ejército de Nicaragua, pero la Cancillería nicaragüense sostiene que se trata de una acusación falsa y manipulada. En una nota de rechazo a la versión emitida desde San José, Nicaragua tomó distancia del hecho, aportando que la víctima era un delincuente que habría participado de un robo con violencia. En tanto, el Ejército, pese a los señalamientos de violación al territorio costarricense se mantiene en silencio.

“Además del asesinato que se cometió en suelo costarricense por parte de oficiales de Nicaragua, el ingreso de militares nicaragüenses al territorio costarricense constituye una grave violación a la integridad territorial y soberanía nacional de la República de Costa Rica”, expresó el gobierno de Carlos Alvarado.

Este martes, Nicaragua rechazó la nota en la que Costa Rica expresa “su más enérgica y rotunda protesta” y la calificó como una manipulación de información, argumentando que tuvieron conocimiento del caso a través de medios de comunicación costarricenses en las que se “indicaba la localización de un cuerpo sin vida de un ciudadano nicaragüense identificado”. No obstante, desde las primeras versiones del suceso se mencionó la supuesta participación de militares nicaragüenses.

Las autoridades nacionales sostienen que Costa Rica está utilizado un “delito común” para “encubrir” la supuesta responsabilidad de sus autoridades en la muerte del nicaragüense Henry Ruiz Ramos.

LEA MÁS: Costa Rica protesta por incursión del Ejército de Nicaragua a su territorio

“Nicaragua rechaza las infundadas aseveraciones de las autoridades del Gobierno de Costa Rica… pretende manipular la ocurrencia de un delito común con acusaciones falsas, para tratar de encubrir el asesinato perpetrado por los miembros de las Fuerza Pública de Costa Rica el pasado 12 de agosto 2019 en contra del ciudadano nicaragüense Henry Ruiz Ramos”.

Por el caso de Ruiz Ramos, Nicaragua denunció a Costa Rica ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y la Oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH) de cometer un “crimen de lesa humanidad”, acción que la contraparte calificó de una “burda e hipócrita” campaña de desprestigio a la cual le restó importancia.

POLICÍA ORTEGUISTA DA SU VERSIÓN

En la nota, la Cancillería nicaragüense citó un comunicado en el que la Policía Orteguista identifica a Rubén Amado Loáisiga Rodríguez como uno de los sujetos que el mismo en la mañana del 26 de agosto fueron acusados por robo con intimidación, secuestro y lesiones.

“Conocimos a través de medios de comunicación de Costa Rica, declaraciones de funcionarios del gobierno de ese país que en la localidad de Pueblo Nuevo, distrito de Poco Sol, se localizó un cuerpo sin vida de un ciudadano de nacionalidad nicaragüense identificado como Rubén Loáisiga”, indica el parte policial tomando distancia del hecho.

LEA MÁS: Ortega remueve a embajador de Nicaragua en Costa Rica en plena crisis diplomática

La versión policial aporta que Loáisiga Rodríguez tenía antecedentes delictivos y que a eso de las 10:30 de la mañana del lunes fue denunciado por robo con intimidación y secuestro, junto a otros tres sujetos.

Según la policía Loáisiga Rodríguez fue identificado por Maricela del Carmen Guzmán Peña, de 18 años, como uno de los cuatro sujetos que, armados con pistolas y cuchillo, ingresaron a la pulpería propiedad de su hermana Marbelí Guzmán Peña, a quien tomaron como rehén para huir hacia territorio costarricense y luego la dejaron en libertad.  Además de robo y secuestro, los delincuentes golpearon al ciudadano William Suárez quien se encontraba en el negocio, ubicado en la comarca Poco Sol.

“El gobierno de Nicaragua a través de la Policía Nacional continuará realizando las diligencias investigativas para el esclarecimiento de estos hechos, a la vez que rechaza de manera enfática la manipulación de la información del Gobierno de Costa Rica”, finaliza la nota de Cancillería.

Compartir: