José Adán Aguerri, presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), en la víspera de las elecciones de la gremial ha decidido no reelegirse, tras dos meses de mantener en sigilo su decisión. Aguerri pone fin a 13 años de continuismo y con su anuncio responde positivamente a la demanda de un cambio propuesto por varias cámaras empresariales.

En una carta pública, en la que analiza en retrospectiva su administración y defiende su gestión, reconoce haber cometido errores y pide disculpas por estos. A Aguerri se le ha criticado por establecer un modelo de alianza y consenso con Daniel Ortega hasta abril de 2018 y que sacrificó la institucionalidad del país. 

EN OPINIÓN: Nicaragua necesita de los empresarios y de una renovada visión empresarial nacional

Sin embargo, en su carta señala que “a pesar de la narrativa de que el Cosep sacrificó institucionalidad por rentabilidad, durante todo este período se luchó y se defendió la institucionalidad del país”. 

A razí de la Rebelión de abril, el Cosep rompió relaciones con el régimen de Daniel Ortega y hasta la fecha, según los empresarios, no hay un acercamiento, al contrario las instituciones de la dictadura han emprendido una política fiscal que impone más tributos a las empresas. 

Aguerri se defiende de las acusaciones de quienes lo señalan como cómplice de la dictadura.

“Fue señalado de cómplice, de colaboracionista, de ser parte de las violaciones de derechos humanos que se estaban dando. Enfrenté situaciones públicas complicadas donde nunca dejé de dar la cara. Fueron días durísimos en lo personal y para mi familia”, dice.

Organismos de derechos humanos responsabilizan al régimen de Ortega por la muerte de más de 320 personas durante las protestas ciudadanas. Desde abril, el país arrastra una crisis sociopolítica que ha causado tres años continuos de recesión económica. 

Al respecto, Aguerri insiste en que sin solución política no habrá una solución económica ni recuperación social. “He tomado la decisión de ir a trabajar por la Nicaragua que queremos, confiando en Dios que lo vamos a lograr. Es hora de unirnos por Nicaragua”, reza la carta que no precisa si seguirá en la gremialidad. 

ENTREVISTA: Presidente de Cadin: “Por el bien de Nicaragua, la mejor decisión de José Adán Aguerri es retirarse del Cosep”

En el documento menciona que en lo personal cometió errores y pide disculpas a todas aquellas personas que “sin querer ofendí tanto dentro de la gremialidad como fuera de ella. También como institución cometimos errores”, agrega.

Mañana, 21 de las 26 cámaras que conforman el Cosep, elegirán al nuevo presidente. Los candidatos son Michael Healy y Mario Hanon. Algunos empresarios, como Marcos Pierson, presidente de la Cámara de Industrias de Nicaragua (Cadin), sugirieron a Aguerri desistir de la reeleeción por bien de la institución gremial.

Compartir:

¿Qué te pareció esta noticia?