Las siglas del FSLN que el dictador Daniel Ortega mandó a colocar en el cerro Motastepe demuestran un afán de poderío y la urgencia de predominio en Nicaragua, aseguran expertos consultados. Según los expertos, Ortega busca evitar, a toda costa, la fragmentación de sus bases al aparentar confianza y fortaleza entre sus adeptos.

Para el analista político, Edgard Parrales, el mensaje que Ortega quiere mandar es que tiene el control total de las instituciones, del país y que su partido, el FSLN, “domina y gobierna en Nicaragua” y “la presunción de que estarán en el poder para rato o para siempre”.

LEA TAMBIÉN: Minsa aplica 2,700 vacunas al día en Nicaragua, según datos enviados a la OPS

“Es una confirmación de poderío, de dominio, sobre toda la realidad nicaragüense, sobre las instituciones públicas, sobre la sociedad en general, sobre las distintas entidades u organizaciones de la sociedad civil y religiosas, es decir, poner de manifiesto que el Frente Sandinista de Liberación Nacional es el poder en Nicaragua, es el que manda y es el que hace y deshace en el país”, comentó el analista.

La instalación del gigantesco rótulo se da a 12 días exactamente de que inicie oficialmente la campaña electoral, la cual está prevista, según el Consejo Supremo Electoral (CSE), para el próximo 25 de septiembre.

QUIERE REGRESAR A LOS 80

Para el analista también indica que las elecciones se harán, porque están establecidas en la Constitución Política y en las leyes, “pero que no es más que una formalidad, que la realidad es que ellos son los que mandan y los que seguirán mandando”.

“Que Reymundo y todo el mundo, que nadie se equivoque que en Nicaragua el poder es el Frente Sandinista”, afirmó Parrales.

Otro analista político consultado y que pidió omitir su nombre por temor a ser encarcelado por expresar su opinión, la colocación del megarótulo refleja que Ortega está en una carrera “loca por regresar a los años 80” y que tiene una visión anacrónica del mundo

“Nos encontramos en una suerte de regresión mental de Ortega donde comienza a ver el mundo básicamente igual que en los 80, tal vez nunca abandonó esa visión, pero ahora cree que lo puede poner en práctica con un mundo dividido en Este y Oeste y creyendo que Rusia es el equivalente a la Unión Soviética y que le dará fortaleza, porque está del lado que adversa a los Estados Unidos”, manifestó el experto.

El sociólogo Oscar René Vargas señala que Ortega quiere consolidar su base y evitar posibles fracturas dentro del partido rojinegro, y decir “vamos por muchos años en el poder”.

“Todo tiene el objetivo de evitar la fragmentación de su base social que sufre la pandemia, la situación económica e indirectamente los efectos de la represión”, apuntó el sociólogo.

SIGLAS EN AÑO ELECTORAL

Pero, ¿Por qué Ortega espero hasta el 2021, para colocar el megarótulo que quedó en el olvido en la década de los 90? Un analista en temas sociales plantea otro escenario y es que el dictador pretende proyectar seguridad y fortaleza, cuando en una encuesta publicada a mediados de agosto reveló que es el mandatario peor evaluado por la ciudadanía a nivel centroamericano.

“Es un mensaje (la colocación de las letras) muy aterrador, no ayuda a la paz y tranquilidad de la ciudadanía nicaragüense”, explicó el experto.

LEA TAMBIÉN: Venta de oxígeno podría reactivarse, con estricto control y sin alterar precios

Además, se da cuando familiares de los más de 36 líderes de la oposición, entre ellos siete aspirantes a la Presidencia, han denunciado que son víctimas de torturas y están en precarias condiciones de salud.

“Podemos deducir que hay temor, se impone el terror y no la admiración, no hay admiración por esas siglas, ni de ellos mismos, ni de muchos combatientes de esa época”, explica.

El analista en temas sociales, indicó que ver esas letras en el cerro Motastepe, la población recuerda años tristes que vivieron en los 80, cuando estaba instituido el Servicio Militar Patriótico, la hiperinflación. “Son siglas que traen malos recuerdos”, señala.

“Demuestran una desesperación y una urgencia de predominio, que realmente es un preludio de que puede venirle a Nicaragua. Ese mensaje en el cerro, es un símbolo nefasto, negativo, porque demuestra claramente que podemos volver a corto plazo a situaciones de crisis económicas, políticas y sobre todo con la crisis del Covid”, advirtió el experto.

EXPLOTACIÓN DEL CERRO

Amaru Ruiz, presidente de la organización Fundación del Río, indicó que la extracción de la arena del cerro es histórica y que el sitio ya fue concesionado. Lo que hace suponer que el partido sandinista, hizo algún tipo de coordinación con la empresa para colocar el rótulo.

Indicó que la colocación del rótulo es parte de su campaña y el posicionamiento de sus símbolos en medio de un proceso electoral.

La Ley de Rótulos que aprobó a finales del año pasado la Asamblea Nacional establece que toda persona natural o jurídica que requiera hacer publicidad o propaganda debe contar con un permiso que emite la Alcaldía Municipal, “debiendo estar solvente con sus obligaciones tributarias”. Los permisos son por un periodo de un año calendario.

LEA TAMBIÉN: Ortega convertido en inquisidor de periodistas: la libertad de prensa registra el peor deterioro de la historia

La misma Ley, establece una tasa para instalar o renovar un rótulo, y se debe pagar una tasa anual, para los megarótulos fijados al terreno, que es la categoría donde podría estar las cuatro letras, es de 600 dólares.

Pero además, el artículo 16 establece que para la instalación de los megarótulos se debe de pagar una tasa por la “prestación de los servicios de supervisión del proceso de construcción e instalación de la obra”.

“El costo de esta tasa será de US$ 100 (cien dólares de los Estados Unidos de América), la cual será pagada por el contribuyente a la municipalidad, previo a la instalación o reubicación de este tipo de rótulos”, expresa el mismo artículo.

Hasta el momento se desconoce el monto de la inversión para colocar nuevamente las siglas del partido sandinista en el cerro, el origen de los fondos y el nombre de la empresa que lo construyó.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.